Presentación Institucional

La educación y la formación de las personas constituyen los instrumentos más eficaces y poderosos para asumir los desafíos del contexto actual. El ICDA, Escuela de Negocios de la Universidad Católica de Córdoba, se erige sobre esta dimensión dual: exigencia académica y responsabilidad social.

Nuestro propósito es formar profesionales de excelencia a través de una educación integral que contempla una sólida formación teórico-práctica, y que promueve la toma de decisiones de manera responsable y consciente de su impacto en la sociedad.

Desde sus orígenes en 1967, el ICDA desarrolla carreras y programas destinados a los ejecutivos, funcionarios y profesionales de los sectores privado, público y de la sociedad civil, fortaleciendo el compromiso con el progreso, la competitividad, la eficiencia, la innovación y la generación continua de valor económico, valor personal y valor colectivo.

Misión y objetivo fundacional

El ICDA, como parte de la Universidad Católica de Córdoba, comparte su misión y objetivo fundacional:

Misión

La Formación de Hombres de Ciencia, Conciencia y Compromiso constituye la misión de la Universidad, misión que se inspira en el ideal ignaciano de superar constantemente los niveles de exigencia. Excelencia académica y formación integral de la persona son en consecuencia los pilares que conforman su identidad.

La excelencia académica se sustenta en una selección rigurosa de los aspirantes a ingresar en las distintas carreras, un equipamiento físico e informático de última generación, modernos métodos de enseñanza y aprendizaje basados en pequeños grupos y amplio contacto de los estudiantes con la realidad por medio de seminarios, tareas de voluntariado, visitas a empresas e instituciones, pasantías, investigaciones, conferencias, etc.

Aspiramos a ser una universidad que incida en la construcción de un orden social más justo, mediante la formación de graduados y graduadas competentes y comprometidos con su realidad (docencia); a través de la producción de conocimiento socialmente pertinente (investigación); y mediante la proyección social del mismo (extensión) a fin de incidir en políticas públicas que mejoren la calidad de vida en particular de los sectores más desfavorecidos de nuestra sociedad.

Para lograr una formación integral la UCC cuenta con áreas que trabajan coordinadamente: Asistencia Pedagógica, Salud, Pastoral, Artes, Deportes, Servicios, Formación.

Objetivo Fundacional

La Universidad Católica de Córdoba tiene como fin la búsqueda de la verdad y la promoción total del hombre mediante la formación humanística, social, científica y profesional de los estudiantes, a través de la docencia y la investigación en sus formas superiores y el cultivo de las bellas artes. En fe de lo cual otorgará títulos y/o diplomas académicos y/o profesionales. Servirá a la comunidad de acuerdo con su naturaleza. No tiene fin lucrativo. No impondrá discriminación de orden religioso a sus alumnos, pero reflejará en su investigación y enseñanza el mensaje cristiano como lo enseña la Iglesia Católica, en búsqueda ecuménica de la Verdad. Desarrollará sus actividades en consonancia con los principios que informan la Constitución Nacional y con las instituciones republicanas y democráticas de la Nación”. (Art. 4º del Estatuto Académico)

Historia

Fue en 1967 cuando movidos por el entusiasmo y la visión del reverendo padre Jean Sonet, sj, un grupo de egresados de la primera promoción de la Facultad de Ciencias Económicas y de la Administración de la Universidad Católica de Córdoba, quienes a su regreso de una estancia académica en la Universidad de Lovaina realizada con el auspicio del gobierno de Bélgica, sentaron la piedra angular de un proyecto que ya tiene casi medio siglo de haber sido fundado.

Profundamente impresionado por el desempeño de los centros de perfeccionamiento en administración de empresas existentes en la Universidad de Lovaina, uno de los objetivos que propuso el Padre Jean Sonet a los becarios durante su estadía en Bélgica, fue estudiar a fondo su estructura y funcionamiento, de tal manera que, de vuelta en Córdoba, pudiera plantearse a la Universidad trabajar en la creación de un instituto propio, orientado al estudio de la gestión de las organizaciones privadas, públicas y de la sociedad civil.

De este modo, vio la luz el Centro de Perfeccionamiento en Administración de Empresas (Cepade), hoy ICDA. Y lo hizo con la clara tarea de estrechar y fortalecer el vínculo entre la academia y la empresa, pero además para introducir al Management como una herramienta integradora e indispensable para la eficiente gestión de las organizaciones cordobesas y del interior del país, en un contexto dominado por las cuestiones contables, impositivas y legales.

Pioneros desde el comienzo, el ICDA trabaja día a día con la responsabilidad de ofrecer a su comunidad de conocimiento una propuesta formativa calificada e innovadora, acorde a la realidad de los tiempos que corren. Este compromiso le ha valido ser reconocida internacionalmente por el ranking Eduniversal como una de las mejores escuelas de negocios del país; pero por sobre todas las cosas, como una institución formadora de personas responsables de sí mismas, de sus organizaciones y de sus entornos, por cada uno de los investigadores, profesores, estudiantes y egresados que han pasado por sus aulas, y a quienes el ICDA, en última instancia, se debe y se deberá.

Nuestros números