Noticias ICDA

Actualidad complicada, optimismo futuro

Noticia publicada en el La Voz del Interior, a propósito de la presentación de los datos correspondientes al cuarto trimestre de 2015 del Índice del Clima de Negocios e Inversión para la provincia de Córdoba - ICNIC.

 

La situación es mala pero las perspectivas son buenas. Esta es la síntesis de la visión de los empresarios cordobeses durante noviembre y diciembre de 2015, después del balotaje.

El Índice de Clima de Negocios e Inversión de la Provincia de Córdoba mostró en el cuarto trimestre del año pasado una sustancial mejora respecto a los períodos previos.

El indicador que releva el Instituto de Ciencias de la Administración (Icda) de la Universidad Católica de Córdoba pasó de un valor negativo (–11,8 puntos, en terreno "insuficiente") en los últimos tres meses de 2014 a 28,9 puntos positivo (pasa a terreno “incierto”) un año después.

Entre los tres primeros trimestres de 2015 y el último la diferencia también es importante: de más de 20 puntos.

"El clima de negocios comienza a apreciarse como más positivo, pero las medidas que se implementen en los primeros meses de 2016 serán cruciales para sostener esta mejora", dice el informe.

Dos mundos

El desagregado del indicador en sus componentes muestra una diferencia muy marcada entre aquellos relacionados al escenario actual y los que tienen que ver con las expectativas para los próximos meses.

La situación económica de las empresas de Córdoba empeoró en la última medición del año pasado, con lo cual se mantuvo la tendencia negativa de todo el año. A su vez, hay una importante baja, del 128,6 por ciento en el trimestre y 18 por ciento interanual, en las inversiones actuales.

El deterioro de la actividad económica, los altos niveles de inflación y la presión tributaria, por un lado, junto con el cambio esperado en las políticas económicas debido al cambio de gobierno, por otro explican esa baja.

Según el Icda, por primera vez desde que se inició la medición, menos del 50 por ciento de los encuestados respondió que su situación actual es positiva, con un aumento de quienes la evalúan como regular.

Un mejor futuro

El subíndice que mide las perspectivas futuras de los empresarios mostró a fines de 2015 el mayor valor en tres años.

Para el Icda, esto marca el optimismo generado tras el recambio presidencial y las primeras medidas económicas anunciadas.

El indicador que mide la situación económica futura subió a terreno "positivo" por primera vez en dos años y medio. También es la primera vez que este valor es superior al de la situación actual.

Para el 56 por ciento de los encuestados, su situación económica será "muy buena" (9,5 por ciento) o "buena" (46,8) en el próximo semestre. En el otro extremo, un 10 por ciento estima que será "negativa" (9,5) o "muy negativa" (0,5). El resto se mantiene en "regular".

El (sic.) cuanto a las inversiones proyectadas, se mantiene la tendencia positiva de todo 2015. Es mucho más bajo el porcentaje de empresas que estima no realizar inversiones o hacerlas en forma escasa (14,5 por ciento) frente a aquellas compañías que sí prevén concretar desembolsos (45,8 por ciento).

El relevamiento del Icda señala que no hay ningún sector económico que no sea auspicioso respecto de 2015. "Todos consideran que se encontrarán en una situación económica mucho mejor que la actual", remarca.

El agro, el comercio y los servicios son los más optimistas, aunque la industria también se suma a las previsiones positivas, sobre todo en inversiones.

Fuente: La Voz del Interior.