Noticias ICDA

Expectativas por un vuelco en el clima de negocios

La inflación es el principal problema por resolver, según la encuesta que realiza el Icda en Córdoba. En general, hay una leve mejora, pero el clima sigue incierto. Nota publicada en La Voz, a propósito del reciente informe del Índice del Clima de Negocios e Inversión para la provincia de Córdoba elaborado por el ICDA.

 

La cercanía de las elecciones nacionales y la casi certeza de un ciclo concluido generan expectativas positivas entre los empresarios cordobeses.

Este estado se refleja en una consulta puntual que se incluyó en la última medición del índice de clima de negocios e inversión de Córdoba, elaborado por el Instituto de Ciencias de la Administración (Icda), de la Universidad Católica de Córdoba (UCC).

Casi la mitad de los 400 empresarios de la capital y del interior encuestados considera que el clima de negocios será mejor, sin importar quién gane las elecciones. Menos del 10 por ciento considera que empeorará y el resto cree que se mantendrá.

De todos modos, un giro de 180 grados tampoco es bien visto. Sólo 27 por ciento de los ejecutivos piensa que el próximo gobierno deberá cambiar completamente el modelo económico. La mayoría (66 por ciento) piensa que se deberían mantener ciertos aspectos positivos y cambiar aquellos perjudiciales para el clima de negocios.

La inflación es la principal problemática a resolver para el 65 por ciento de los empresarios cordobeses, preocupación que también surgió entre los asistentes al Coloquio Industrial que se realizó la última semana en Córdoba.

Inversiones en espera

Como en las tres mediciones anteriores, el índice del segundo trimestre de 2015 mostró valores negativos en los niveles de inversión actual. El dato es incluso menor al del primer trimestre del año.

Un cuarto de las empresas encuestadas está ampliando su capacidad productiva, ejecutando inversiones importantes o significativas. El porcentaje es 5,5 puntos menor que los tres primeros meses de 2015.

Un 36,3 por ciento está invirtiendo sólo para mantener su nivel de productos y el resto señala que las inversiones son escasas o nulas.

En cambio, la inversión futura evidencia una mejora y hay más empresas que prevén realizarlas (42 por ciento) respecto de las que no tienen estas previsiones (32 por ciento).

De todos modos, el balance sigue siendo modesto y levemente positivo.

"Las inversiones planeadas se incrementan más por un traspaso de inversiones actuales hacia el futuro que por un exacerbado optimismo de los hombres de negocios", evalúa el informe del Icda.

§

Ver nota original en La Voz.